112

 

En el principio del caos siempre hay alguien que alerta, en este caso los trabajadores del 112CV, las personas que coordinan las emergencias y atienden a los ciudadanos para transmitirles los protocolos de sanidad y de otros organismos, al mismo tiempo que siguen gestionando otras emergencias no sanitarias. Por responsabilidad civil, por compromiso con el servicio y con la ciudadanía a la que atendemos. No podemos permanecer callados ahora.

Ahora que se pone de manifiesto en plena crisis sanitaria que los servicios esenciales están resentidos por recortes y gestiones de empresas privadas, que son los trabajadores los que están aguantando toda la carga, incluso por encima de sus posibilidades, con administraciones que no se hacen plenamente responsables y son demasiado lentas.

Cuando empezó la crisis sanitaria, previo al estado de alarma, una semana antes, finales de febrero, y viendo un posible colapso del teléfono de emergencias 112 se habilitó en número 900300555, durante días los gestores de emergencias no podíamos facilitar ese teléfono, pero ese mismo día el twitter del 112 si lo publicitaba, mientras nosotros desbordados. En la Sala de Emergencias ya aplicábamos protocolos sanitarios por coronavirus, pero nosotros no teníamos un plan de prevención de la pandemia para la plantilla. Lo que soprprende es que siendo un servicio esencial según la Ley de Emergencias, la empresa de la que tiene la concesión Ilunion Emergencias SA no lo consideró ni necesario ni probablemente rentable.

Disponéis del comunicado completo en PDF en el siguiente enlace: La emergencia de las emergencias. 112 CV en peligro

0
0
0
s2sdefault